FLAMENCO COMÚN

qr-img-threat

Clase: Aves

Orden: Phoenicopteriformes

Familia: Phoenicopteridae

 

Tamaño:  125-145 cm

Peso:  1,9 a 4 kg

Esperanza de Vida: 50 años

Nº Huevos:  1 (anualmente)

Distribución: Humedales salinos de África,

Oriente Medio, Subcontinente Indio y los

países europeos circunmediterráneos

DESCRIPCIÓN

Los flamencos comunes, denominados también flamencos europeos, son aves acuáticas esbeltas de larguísimas patas y cuello, cola corta y plumajes entre blanquecinos y rosados. Se caracterizan por la peculiar forma de su pico (muy curvado hacia abajo, con una mandíbula ancha, y romo) que usan para filtrar del agua los pequeños elementos que componen su alimento.

Esta popular ave de aspecto inconfundible destaca por su gran tamaño. Las plumas coberteras de las alas, al contrario que el resto del cuerpo, donde los colores son más pagados, presentan un intenso rosa carmesí; sin embargo, las plumas de vuelo son de color negro.

En reposo, estas plumas negras aparecen ocultas. El pico, curvado hacia la mitad de su longitud casi en ángulo recto, es también de color rosa, salvo en el extremo terminal, donde se torna negro. Las patas lucen asimismo tonos rosados. En vuelo presenta una silueta muy estilizada en la que mantiene el largo cuello y las patas estirados. El dimorfismo sexual se manifiesta en el tamaño de las aves, mayor en el macho. Los jóvenes contrastan notablemente con los adultos por presentar una coloración pardo-grisácea, sin ningún tono rosado (tampoco en el pico o las patas). Sus patas resultan además mucho más cortas.

HÁBITAT

Requieren de amplias superficies de aguas poco profundas, como lagunas costeras, marismas, salinas o grandes lagunas endorreicas, por lo general con un marcado carácter salino o al menos salobre y a menudo, sometidas también a regímenes temporales de inundación.

CURIOSIDADES

La coloración de su plumaje procede de los pigmentos carotinoides de los crustáceos y algas con que se alimentan, por lo que la intensidad de su coloración dependerá de su dieta.

Cuando están inmóviles, es habitual ver a los flamencos comunes apoyados únicamente sobre una de sus patas, incluso mientras duermen. El propósito detrás de este comportamiento es mantener la otra pata caliente, recogida entre el plumaje, y así conservar el calor. En los días con altas temperaturas, mostrarán las dos patas para disipar mejor la temperatura.

Es una de las aves más alta de la península ibérica, elevándose desde el suelo hasta la cabeza hasta 1,5 m.

Cuando nace, el pico de los polluelos es recto y no comienza a curvarse hasta que no cumplen las tres semanas de vida.

Menú