COTORRA DEL SOL

qr-img-threat

Clase: Aves

Orden: Psittaciformes

Familia: Psittacidae

 

Tamaño: 30 cm.

Peso: 120gr

Esperanza de Vida: 30 años

Nº Huevos: 3 – 5

Distribución: Guyana y Brasil (Sudamérica)

DESCRIPCIÓN

Los adultos de esta especie muestran un color predominantemente amarillo, con la cara y el pecho de color anaranjado y el pico negro. En las alas presenta color verde en la base de las plumas coberteras superiores, las terciarias y la base de las primarias; y azul oscuro en las plumas secundarias, la punta de las primarias y la mayoría de las coberteras primarias. El envés de las plumas de las alas es de color gris oscuro. La cola es de color verde oliva con una punta azul. Las patas y el anillo ocular, que está desprovisto de plumas, son grises.

Se le confunde fácilmente con la Aratinga Jandaya y la Aratinga pintoi, que están muy relacionados entre sí, pero el primero tiene las coberteras y el manto completamente verdes, mientras que la segundo tiene manchas verdes en el manto y menos naranja en el pecho.

No existe dimorfismo sexual; machos y hembras con de apariencia similar. Los individuos jóvenes exhiben un plumaje predominantemente verde. Se parecen a las Aratingas pintoi de edad similar. La distintiva coloración amarilla y anaranjada se alcanza con la madurez.

HÁBITAT

Las cotorras del sol se encuentran sólo en hábitats tropicales, prefiriendo vivir en sabanas abiertas o en bosques de sabana seca. También se encuentran comúnmente en matorrales (generalmente a lo largo de la ribera del río Amazonas) y valles boscosos, así como en bosques costeros y de temporada inundados. Prefiriendo una altitud de menos de 1200 metros, estas aves a veces viven en valles o cerca de laderas de montañas. Tienden a habitar palmerales y en cualquier lugar donde los árboles o arbustos fructifiquen profusamente.

Son sensibles a la actividad humana, como el pastoreo de ganado.

CURIOSIDADES

Se encuentran actualmente en peligro de extinción.  Desafortunadamente, sus poblaciones han disminuido rápidamente en los últimos 20 años debido a la pérdida de su hábitat, la caza por su plumaje y la captura excesiva, para el comercio de mascotas.

Son curiosas e inteligentes, por lo que requieren constante estimulación mental e interacción social

En caso de falta de calcio pueden llegar a comerse sus huevos

Estas aves no se han estudiado ampliamente en la naturaleza debido a que solo residen en partes del país en gran parte subdesarrolladas que son difíciles de acceder.

Menú